Llama la OSPAAAL a rechazar asonada fascista contra Venezuela

 

La Habana.- La Organización de Solidaridad de los Pueblos de África, Asia y América Latina (OSPAAAL) llamó hoy aquí a la comunidad internacional a rechazar la asonada fascista, la injerencia imperialista y el terrorismo mediático contra Venezuela.

“Venezuela merece y tiene derecho a la paz”, afirmó Lourdes Cervantes, Secretaria General de la OSPAAAL, durante un acto de solidaridad convocado por el Grupo de Coordinación del Capítulo Cubano de la Articulación Continental de los Movimientos Sociales hacia el ALBA. La actividad, que tuvo lugar en la embajada de ese país en La Habana, se enmarca en la Campaña Continental “Por la Paz y la Autodeterminación del Pueblo Venezolano”, que se extiende del 11 al 17 del mes en curso.

Cervantes reafirmo el “apoyo inequívoco” a la Revolución Bolivariana y al presidente Nicolás Maduro, y llamó a “pronunciar un rotundo NO a la asonada fascista, a la injerencia imperialista y al terrorismo mediático” contra la Patria de Simón Bolívar y de Hugo Chávez. Dijo que lo que ocurre en Venezuela desde el pasado 12 de febrero es el intento de la derecha opositora de “restaurar la barbarie”.

“Arrinconada en su propia incapacidad para recuperar privilegios y prolongar el saqueo, se despoja de antifaces y apela al terror, asesina y destruye para generar el caos que ofrezca pretextos a la –siempre presta a concretarse– injerencia imperial”, puntualizó. Subrayó que el intento de golpe “se estrella contra la voluntad de un pueblo que defiende su futuro y respalda de forma claramente mayoritaria el desempeño de su Presidente Nicolás Maduro”.

La Secretaria General de la OSPAAAL resaltó la importancia del dialogo que sostiene el gobierno con la oposición en busca a una solución política que ponga fin a la violencia. “Nos identificamos con todas las gestiones que favorecen ese propósito”, puntualizó. Declaró, sin embargo, que “no haremos causa común con quienes pretenden utilizar la voluntad política reiterada por el gobierno bolivariano para alcanzar la paz con el objetivo de arrodillar al pueblo bolivariano mediante el uso de la fuerza y mayor violencia”. “El pueblo bolivariano y chavista no se arrodilla. No nos arrebatarán a Venezuela”, enfatizó tras resaltar que la “Patria de Bolívar y Chávez es parte indisoluble de la Patria Grande que está en el horizonte del ALBA de los Movimientos Sociales”.

En el acto hablaron también representantes de otras organizaciones sociales de la isla que integran el Grupo de Coordinación del Capítulo Cubano de la Articulación Continental de los Movimientos Sociales hacia el ALBA. 

Luis Montero, en nombre del Capítulo Cubano de la Red En Defensa de la Humanidad, condenó las acciones de grupos de ultraderecha que desestiman –dijo- los 18 procesos electorales que han ganado las fuerzas chavistas desde el triunfo electoral de 1998. Subrayó que la oposición en Venezuela actúa siguiendo las políticas del denominado “golpe suave”, elaboradas por estrategas norteamericanos para derrocar gobiernos que se resisten a acatar las ordenes de Washington.

Montero, quien preside el Consejo Científico de la Universidad de La Habana, señaló que para Estados Unidos es inadmisible que Venezuela ejerza su independencia y lleve a cabo cambios sociales en beneficio de las grandes mayorías.   Ernesto Freyre, jefe del Departamento de Relaciones Internacionales de la Central de Trabajadores de Cuba, expresó el rechazo de los obreros cubanos a los intentos desestabilizadores contra el gobierno bolivariano y resaltó la actitud de los colaboradores cubanos en ese país.

“A pesar de la violencia generada por los sectores fascistas nuestros colaboradores  acompañan y seguirán ayudando incondicionalmente al pueblo venezolano”, enfatizó. En el acto, que contó con la presencia de miembros del cuerpo diplomático, del Secretariado Ejecutivo de la OSPAAAL y representantes políticos de 28 países del Tercer Mundo, hablaron también Elpidia Moreno, Leonardo Chirino y el reverendo Raúl Suárez.

Moreno, funcionaria del Departamento de Relaciones Internacionales de la Federación de Mujeres Cubanas, trasladó el saludo solidario de su organización a las mujeres venezolanas y condenó la violencia desatada por fuerzas opositoras de extrema derecha contra la Revolución Bolivariana. Chirino, en nombre de la Asociación Nacional de Agricultores Pequeños, condenó igualmente la ola de violencia de sectores extremistas que -dijo- busca derrocar por la fuerza el gobierno legítimo del presidente Maduro, y expresó el apoyo y solidaridad del campesinado cubano con Venezuela. Suárez, director del Centro Memorial Dr. Martin Luther King, Jr. llamó a la comunidad internacional a sumarse a la campaña de solidaridad con Venezuela y a condenar la violencia que ha provocado en el país decenas de muertos y heridos inocentes.

En las conclusiones, Edgar González, Encargado de Negocios a.i de la Embajada de Venezuela en La Habana, expresó su agradecimiento a las organizaciones políticas y sociales de la isla que convocaron el acto de solidaridad, y al gobierno y pueblo de Cuba por el apoyo permanente a su país. Destacó los esfuerzos del presidente Nicolás Maduro  por preservar la paz en Venezuela, pero sin claudicaciones que pongan en riesgo los avances de la Revolución Bolivariana. “No hay paso atrás ni concesiones a los opositores, y menos con los extremistas de la derecha”, enfatizó. González ratificó “la vocación bolivariana, chavista, latinoamericana y profundamente humanista” del proyecto político social que encabezó el desaparecido presidente Hugo Chávez. 

El acto estuvo presidido por un cartel político del destacado diseñador gráfico Rafael Enríquez, director artístico de la revista Tricontinental, elaborado como un modesto aporte de la OSPAAAL y todas las organizaciones sociales, políticas y de masas cubanas, a la campaña continental de solidaridad  “Con Venezuela de Pueblo a Pueblo”. “Este cartel se multiplica en muros, postes, sedes de organizaciones del movimiento popular, en los puños que se alzan hoy de manera simultánea en diversas ciudades de América Latina para reclamar: Paz para Venezuela”, afirmó Cervantes en sus palabras iniciales de presentación del acto.

(APR)